El de Orange es, ante todo, un proyecto humano. Un compromiso con los hombres y mujeres que forman parte del equipo de Orange. Por ello, queremos convertirnos en un empleador de referencia que mejora su día a día en la empresa a través de las acciones que lleva a cabo para conciliar vida laboral y personal y favorecer su desarrollo profesional.

Para que la conciliación sea una realidad, un compromiso común con el bienestar de todos los empleados de Orange, nos hemos certificado como Empresa Familiarmente Responsable (EFR – efr1000-1).

Además, en junio de 2011, obtuvimos el Gender Equality European Standard (GEES), que es el primer sello europeo de igualdad profesional.

 Un impulso a la formación

Orange Campus

Promover la formación de sus empleados para favorecer su desarrollo profesional es parte fundamental del compromiso de Orange con su equipo. 

Orange Campus, la Universidad Corporativa de Orange, una de cuyas sedes internacionales se encuentra en Madrid, forma parte de este proyecto formativo. Además de Madrid, también son sedes internacionales Serock (en Polonia) y París (Francia).

Los principales objetivos de Orange Campus son difundir la cultura corporativa, crear sentimiento de pertenencia a la compañía, compartir las buenas prácticas de los distintos países Orange y capitalizar la “inteligencia colectiva” a la hora de desarrollar los proyectos de nuestra organización.

El campus madrileño abrió sus puertas en junio de 2011 en la sede de la compañía en España, en el Parque Empresarial La Finca (Pozuelo de Alarcón). Personas procedentes tanto de Orange España como del resto de países del grupo pasan cada año por las aulas madrileñas para recibir formación en torno a competencias tales como liderazgo, motivación y reconocimiento, puesta en práctica de nuestros valores, etc.